Un paso más en el proyecto de sostenibilidad integral
José Pariente con el Medio Ambiente

Date

  • Bodegas José Pariente ha obtenido la certificación Wineries For Climate Protection (WfCP), a través de la empresa AENOR.

Hace años que Bodegas José Pariente decidió pasar de las palabras a los hechos y reafirmar su compromiso con la sostenibilidad con el cuidado del entorno. Con un ambicioso proyecto 360º continúa dando pasos en todos los ámbitos de la empresa: desde los trabajos de campo libres de pesticidas, pasando por la adaptación de todos los procesos de elaboración y la integración paisajística, hasta la apuesta por una economía circular, todo ello con el fin de garantizar los recursos naturales de nuestro planeta.

Somos conscientes de que la industria vitivinícola produce un gasto importante a nivel medioambiental, conocemos el impacto de nuestras acciones, por eso, parte de nuestro trabajo durante los últimos años se ha focalizado en la conversión ecológica de nuestros viñedos y la adaptación integral de la bodega en los procesos de elaboración” – Explica Martina Prieto Pariente, Directora Técnica de Bodegas José Pariente.
Por el momento, todos los vinos con crianza de esta bodega familiar cuentan con certificación ecológica. Su hoja de ruta actual pasa por la conversión de todos aquellos viñedos que son propiedad de los viticultores locales con los que trabajan, para que, en el año 2025, la totalidad de sus vinos cuenten con dicho sello.

Bodegas José Pariente ha obtenido la certificación Wineries For Climate Protection (WfCP), a través de la empresa AENOR

Bodegas José Pariente ha llevado a cabo el proceso de certificación en WfCP con el objetivo de demostrar, de manera sólida, su compromiso medioambiental. Su proyecto se basa en la consecución de un equilibrio con todos los recursos disponibles del entorno mediante la explotación de los mismos por debajo de su límite de renovación.

WfCP es la primera y única norma específica para el sector del vino en protección medioambiental. La aceleración del calentamiento global está siendo un factor clave en todos los sectores de nuestra sociedad. Cada vez son más las empresas conscientes de la necesidad de un desarrollo de estrategias sostenibles que permitan obtener productos de calidad en unas condiciones climatológicas cambiantes.
El movimiento “Wineries for Climate Protection” nace en 2011, por la necesidad real de las bodegas y de otras instituciones, de actuar ante la nueva realidad climática, teniendo en cuenta el efecto que ésta pueda tener sobre el viñedo y, por consiguiente, en la calidad e identidad de los vinos.
De este modo, el principal objetivo de WfCP es demostrar el desempeño que las bodegas hacen en el ámbito de la protección del medio ambiente y el desarrollo sostenible; así como asegurar su compromiso con la sostenibilidad global, entendiendo ésta en sus cuatro dimensiones: Ambiental, social, económica y de gobernanza.

Un proyecto ambicioso 360º que ratifica el compromiso de la compañía con el
entorno y su apuesta continua por la preservación del terruño

La Federación Española del Vino (FEV) fue la que impulsó, en 2015 el proyecto WfCP con el asesoramiento técnico de algunas bodegas asociadas y de una de las entidades de certificación líderes en España. Orientada a la sostenibilidad y a la mejora continua. Se trata de una certificación que actúa sobre cuatro pilares fundamentales: Reducción de emisiones de gases efecto invernadero (GEI), gestión del agua, reducción de residuos & eficiencia energética, y energías renovables.

Nuestra bodega ya cumplía con la normativa” – Explica Virginia García, Directora de Calidad y Seguridad Alimentaria en Bodegas José Pariente – “Lo único que hemos tenido que hacer ha sido llevar un control más exhaustivo de los diferentes procesos, aunque, a largo plazo, seguramente debamos ampliar los registros ya que, los objetivos, se van ampliando anualmente”.

Suscríbete a nuestra Newsletter y mantente al día de nuestras novedades y ventajas.

en_USEnglish